Saltar al contenido
Ojo Sabio

La fluorización del agua, una forma de “estupidización” en masa

mayo 31, 2018
La fluorización del agua, una forma de "estupidización" en masa

La fluorización del agua, una forma de “estupidización” en masa. La idea, en pocas palabras, es que los gobiernos ponen flúor en nuestro suministro de agua con el fin de afectar negativamente a grandes poblaciones, para sus propios beneficios financieros. Ese fluoruro es en realidad un tranquilizante fuerte disfrazado. Que Kellogg’s, Nestlé, Crest y otras compañías de alimentos, conocidas como “The Fluoride Mafia”, están involucradas. Ese vertido de flúor está secretamente envuelto en los intereses de los países para que su pueblo acepte todo lo que el gobierno dicte y sean por lo tanto manipulables y dóciles de carácter, el fluor es un estupidizante usado en el Prozac, y ya sabes para que te resetan Prozac.

Si investigas por qué comenzó la fluorización del agua, encuentras un lío complicado y sospechoso. De acuerdo con la teoría de la conspiración , el nombre de la empresa con mayor beneficio que se obtendría de la fluoración del agua fue ALCOA. La empresa ALCOA tenía un suministro ilimitado de desechos tóxicos, un subproducto del aluminio, el fluoruro de AKA. En su laboratorio, un bioquímico patrocinado por ALCOA hizo una prueba en ratas que mostró que la actividad se redujo con el agua fluorada y concluyó que: “El caso debe considerarse probado”.

En este momento histórico de 1939, según cuenta la historia, la primera propuesta pública de que los EE. UU. Deben fluorurar sus suministros de agua no fue hecha por un médico o un dentista, sino un científico de la industria que trabaja para una compañía que también estaba amenazada por reclamaciones del daño del flúor.

Te puede interesar: Ver el futuro: Podemos detectar eventos 10 segundos antes de que sucedan

Flúor en el agua
Un estudio realizado entre Estados Unidos y China reveló que en 26 de 27 casos se habían encontrado fuertes indicaciones de que el flúor en el agua potable afecta de manera negativa el desarrollo cognitivo de los menores.

Otra parte de la teoría es que, durante la Segunda Guerra Mundial, la contaminación industrial con flúor aumentó debido a la producción y el uso extensivo del aluminio ALCOA en la fabricación de aviones. Fue después de la Segunda Guerra Mundial que muchos gobiernos comenzaron a poner flúor en nuestros suministros de agua para proteger a las personas contra las caries. ¿¡Coincidencia!?

La fluorización del agua hoy en día

Actualmente, alrededor de 372 millones de personas (alrededor del 5.7% de la población mundial) reciben agua artificialmente fluorada en aproximadamente 24 países, incluidos Australia, Canadá, Irlanda, los EE. UU. Y el Reino Unido. Desde la década de 1950, ha habido un debate incesante sobre si hay alguna razón real para hacer esto. Los primeros teóricos de la conspiración declararon que era un complot comunista para debilitar la salud pública estadounidense.

Muchos han argumentado desde un punto de vista moral y ético que el público no ha decidido consumirlo y, por lo tanto, está en contra de la voluntad individual. Desde un punto de vista económico, el dinero público se usa en algo sin una prueba definitiva de los beneficios. Algunos dentistas y profesionales médicos incluso han dicho que la fluoración del agua no es la mejor manera de reducir la caries dental.

La conspiración enredada se vuelve aún más oscura con comentarios sobre los hilos de Reddit como “¡Hitler usó fluoruro primero!” y “¡obtuvieron esto de los nazis!”. El llamado “hecho” que Hitler le dio a la gente en los campos de concentración del agua con flúor para mantenerlos dóciles e incapaces de resistir el poder nazi es usado a menudo por la brigada anti-fluoración. Muchos dicen que este tratamiento fue repetido en los gulags rusos.

Te puede interesar: VIDEO: Jason Vale, preso 5 años por ofrecer remedio que curó su cáncer

Estupidización por flúor
Los químicos de Alemania contaron a Perkins, de un régimen que se había elaborado durante la guerra y había sido adaptado por el Estado Mayor alemán, para tratar de controlar a la población en una zona determinada a través de la medicación masiva de agua potable con fluoruro de sodio, una táctica usada en los campamentos de prisioneros de guerra alemanes y rusos para hacer a los prisioneros “estúpidos y dóciles” .

“Dosis repetidas de cantidades infinitesimales de flúor con el tiempo reducirán el poder de un individuo para resistir la dominación, envenenando lentamente y narcotizando cierta área del cerebro, haciéndolo sumiso a la voluntad de aquellos que desean gobernarlo”, escribió Perkins. Continúa diciendo: “Digo esto con toda la seriedad y la sinceridad de un científico que ha dedicado casi 20 años de investigación en la química, la bioquímica, la fisiología y la patología del flúor: cualquier persona que bebe agua artificialmente fluorada durante un período de un año o más nunca más será la misma persona mental o físicamente”. No hay rastro de una fuente de vida creíble en la historia nazi que salga en apoyo de esta teoría.

La fluorización del agua es altamente nociva para el ser humano, pero los gobiernos no se interesan por eliminarla de nuestra agua potable, ¿y si muchas de nuestras enfermedades están ligadas al agua fluorizada?

Fuente: Vice

¿TE GUSTÓ? VALÓRANOS CON 1 ME GUSTA
Comentarios Facebook